viernes, 1 de julio de 2016

Gracias...

Hay gente que marca tu vida. Unos llegan y se van, y aún así dejan un grato recuerdo. Otros en cambio, llegan para quedarse, aún pasando mucho tiempo entre cerveza y café, aún sin ni siquiera poder compartir más allá de momentos en Skype.


Y es tal vez por esas personas, que echando la mirada atrás, agradeces a la vida que, a pesar de haberte quitado, te lo ha devuelto en forma de alegría, amistad, risas y buen rollo. Y con creces.

Amor hacia tus verdaderos amigos, esos que han estado ahí en los buenos, y sobre todo malos momentos. Y haciendo memoria hacia esas personas que han marcado mi vida, recuerdo a "mi vecina", una niña de 10 años que venía a buscarme a mi portal con su perrito, para pasearlo juntos por el parque que se encontraba debajo de nuestras casas.
Hoy, 20 años más tarde y con 8.900 kilómetros de distancia, sigue teniendo una fortaleza en mi corazón.
También recuerdo a Oly, y que 20 años más tarde sigue también estando ahí. Ha vivido fuera, ha probado la cara amarga del amor, pero hoy acompañando sus pasos, hay un pequeño angelito, que con una pelota y un McMenú me descubrió que es tan linda como lo es su madre.
De esos años de la infancia, me quedo con dos chiquilicuatres, un fruto tropical y un cacahuete de color, demostrándome que por mucho que pase el tiempo siempre hay un momento para contarnos nuestras vidas entre cerveza y cerveza.

Del instituto, mucha gente me marcó, pero me quedo con la gente que está hoy.
La niña que siempre sonríe, que por mucho que nos distanciáramos, siempre ha estado ahí, regalándome momentos y momentos, a la que siempre le agradeceré tanto. Que sus palabras y abrazos me han devuelto años de felicidad. Y verla feliz, no tiene precio. Es de esas personas que se merecen todo lo bueno y que tenerla en tu vida llena tus días de luz y color. Recuperar lo que nunca debí haber permitido perder, pero gracias a esa metedura de pata, la valoro todavía más. 
Y la chica de la Luna Roja, alguien que admiro por su fortaleza e independencia, por su cabeza y corazón, que a pesar de haber sido golpeada siguió en el ring de la vida dando lo mejor de ella misma. Y que siempre tiene un momento, una llamada, para compartir pensamientos y risas, ya sea al otro lado del inalámbrico, en su terraza o en algún local del Casco Vello.
Y con ellas su pandilla, su gran pandilla, que hoy en día me regalan alguna que otra noche de cerveceo, risas y fiesta: la señorita Truja que siempre recordaré hacer pellas con ella en el Castro y que 12 años más tarde sigue siendo la misma loquita, el niño grande de enorme corazón que no para quieto por su alma viajera, la niña madrileña "Agnes", que tiene una copia en Londres y que siempre tiene un hueco para una cervecita bien fresquita o un día de playa.
Mención especial a la pequeña "Tagore", que tras más de 12 años sin verla, un abrazo suyo junto varias de mis piezas.



Después, ya con la mayoría de edad en los hombros, llegaron a mi vida unas gemelitas que hicieron de mi última época estudiantil días de fiesta, risas, borracheras y conciertos, y ellas fueron las que me dieron el primer empujón hacia un nuevo camino para reencontrarme conmigo mismo. Eternamente agradecido a ellas dos.
Y junto a ellas una panda de buenos amigos, que hoy en día siguen reuniéndose en la zona del Val Miñor. Bellísimas personas he conocido gracias a ellas, pero me quedo con una numantina futbolera que le gustan tanto el fútbol y los versos como a mí.

Hablando del Val Miñor, allí hay otra chiquilla que me ayudó y me integró en su grupo cuando más perdido estaba, que nunca podré agradecerle tanto en tan poco tiempo, y de ese grupo me quedo con una "niña bolboreta" que tiene un corazón enorme y encandila a quien pase por su lado.

De un tiempo del que solo quiero recordar buenos momentos, me quedo con un señor, un tocayo que disfruta de la vida y de su familia en su "burra azul", al que siempre le desearé lo mejor por ser tan grande.

Y una "Sita", que me demostró que por muy ocupada que esté y muy lejos que le lleve la vida, siempre tiene un momento para un café, una cerveza o simplemente un mensaje/audio en el que derrocha cariño llamándome "Gitanillo mío".
Y a ella le acompañan dos bellos peludos: "Jazz Solo" y "Bamywacca", a los cuales adoro, y siendo sincero me inclino más por el segundo (siempre ha sido así). Ambos son la pareja perfecta de dos bichiños que echo de menos, pero sé que están mimadas y bien cuidadas, que no les faltará nunca de nada.



El deporte.
Qué buenos momentos (y amargos) me ha dado el deporte, sobre todo la gente que conocí a lo ancho y largo de veintitantos años de sangre, sudor y lágrimas.
Y hoy en día, tengo la suerte de poder decir que esa gente que pasó conmigo por el vestuario y me marcó de por vida.
Mi hermano K, que hoy en día junto con su amada G y su bello ángel hacen de mi vida un mundo mejor. Siempre me quedaré falto de palabras ante esa familia que me acogió como uno más. Son de esas personas que siempre están ahí dispuestas a todo por la gente a la que quieren.


QQ, al que siempre he considerado como un amigo y entrenador (hoy en día sigo llamándole "míster"), que hace más de 10 años que lo conozco y siempre ha sido un placer jugar con él y aprender de él.

Hablando de cracks, amigos y gente que lo da todo.
Mi querido J-Bicho, creo que no conozco persona con más bondad y un corazón tan grande que no lo podía albergar él solo, pero una chiquilla apareció en su vida hace unos años y no sabéis la puta felicidad que me da saber que él encontró la horma de su zapato, nadie más que él merecía ese rayo de luz.

Y como no el trío pirata JLS, compañeros de fútbol, cenas, fiestas y torneos 24 horas estando bastante... perjudicados.

Siguiendo con el fútbol, una de mis pasiones, llegué a una web donde conocí a 10 hermanos: mi tocayo que es un portero como la copa de un pino, mi pequeño padawan maño, un merengue malacitano con más arte que Banderas, un vallecano de nacimiento pero che de corazón, un hater muy "maestre", un pequeño extremo balear más fiestas que Chimo Bayo, mi carnal mexicano, un "Magic Mamba" con corazón de color púrpura y oro, y sobre todo, si tengo que destacar a alguien, son los dos últimos, porque con ambos congenié desde un principio, y siempre me ayudaron, me cuidaron, me mimaron y supieron estar ahí en la distancia, un increíble cantautor que llegará al cielo de Leganés y el tío más dicharachero y buena persona de toda la Mancha desde Sancho Panza.

Después hay personas que llegan en el minuto de descuento y se hacen grandes, o gente que marcó tu vida, desapareció por cuestiones de diferente índole, pero que regresan para hacerte saber que están ahí y que también han pensado en ti. Y los que vendrán, y los que están por venir, y los que están llegando. Sois innumerables, pero vosotros también sabéis quienes sois.


No me olvido de mi familia, sin ella estaría perdido y no sería nada. El pilar de mi vida, lo que me sustenta día a día, la que me aguanta y me quiere de verdad.
Mis primos (el de Zumosol que siempre me ha defendido y cuidado, la tímida Chinita, las guerreras del basket Nowitzki y Pippen, y la princesita de mis ojos).
Mi mejor regalo, mi dulce hermana, que me ha apoyado y cuidado cuando más perdido y solo estaba.



Mi madre a la que le debo todo cuánto fui, soy y seré. 
Mi querida abuela, mi segunda mamá, que ojalá fueras eterna.
Mi padre y mi abuelo, los cuales echo de menos, que me cuidan desde ahí arriba.
Y como no a mis tíos pequeños.
Ella
 porque siempre fue como una hermana mayor, que me mimaba y a la playa me llevaba, a sabiendas de tener que aturar a un renacuajo con sus palitas y sus cubitos.
Él porque es mi alma gemela, mi ídolo, la persona a la que siempre quise parecerme, y que si llego a ser la mitad de buena persona, buen hijo, buen hermano y buen padre, ya habré triunfado en esta vida.



Y no me olvido de ti R, eso es imposible. Porque tú acabaste de alumbrar mi vida, me quieres como nadie me ha sabido querer y eres la causante de mi felicidad y de la sonrisa de la gente que me rodea, porque gracias a ti yo sonrío, gracias a ti soy yo mismo (más que nunca) y gracias a ti hoy vuelo por llenarme de confianza, sueños y esperanza.

Hoy tenía que ir por vosotros, por los que siempre habéis estado ahí. Siempre me faltarán palabras y detalles para agradeceros tanto. Aquí, una diminuta muestra de lo importantes que sois, de lo que os quiero y de cómo habéis hecho mella en la vida de alguien.
Y a los que habéis fallado (yo también he tenido culpa), los que habéis estado en mi vida por un ratito... Gracias también, porque gracias a vosotros he sabido valorar lo que tenía a mi alrededor.

Simplemente, GRACIAS.


"Con el paso del tiempo siempre queda menos gente. Pero sonríes al darte cuenta de que a los que se han quedado, los quieres todavía más."
-Defreds-

6 comentarios:

  1. Bueno... que decirte que no te haya dicho ya .... que te mereces todos esos amigos y más... que eres increíble como persona ... amigo y sobretodo un excelente ser humano ... un angel que se merece lo mejor de este mundo... que nunca defraudas simplemente hay cosas que pasan... Que es normal que te hagas grande en el corazón de las personas que te rodean porque eres ARTE y tienes ese algo que deja huella... (siempre acabo llorando xD) y hoy quiero decirle a esos que se han ido que no saben lo que se pierden pero con el tiempo todo cae por su propio peso y no dudo que a día de hoy ya se estén dando de cabezazos contra la pared jajjjajjajjaa y a ti,David... quiero decirte que nunca dudes de lo que vales o te tiro de las orejas .... que tienes todo para ser feliz porque eres magia y un ser lleno de luz y sobretodo que siempre vas a tener un lugar único, especial e irreemplazable en el corazón de tantas y tantas personas que te queremos por ser como eres y por ese corazón enorme que tienes... Gracias a ti por existir y ser ese rayo de luz en medio de la tormenta... Un besazo y hasta el próximo sueño.Tu amiga, confidente y compañera de batalla ... Campanilla

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que tengo mucha suerte de tenerlos. Miro atrás y solo puedo sonreír al tenerlos hoy conmigo.
      Gracias por tus palabras, siempre las veo exageradas, jajaja!

      Eliminar
  2. Como siempre digo y dire,eres mi primito pero q grande eres cabronazo,hasta has hecho llorar al tío y a mi,un abrazo pitufo

    ResponderEliminar
  3. Gracias primito! Eres un crack! Orgulloso de tenerte! Ya os dedicaré una gorda el día D!! Un abrazo primote!!

    ResponderEliminar
  4. Como muchas veces dice la gente... los amigos son la familia que elegimos. Además si los elegimos bien nos esperan momentazos. Los momentos que hemos compartido a distancia son impagables y las risas son eternas a diario. Gracias a ti, por todo. Por ese corazón tan grande que no tiene fondo. No cambies nunca, quérote chuliño.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, los amigos son la familia que elegimos, y yo no puedo estar más feliz con los que tengo. Gracias a ti por tanto, por dar y dar y dar más a cada kilómetro que nos separa. Eternamente Fajardista, quérote!

      Eliminar